aquí estamos todos solos y estamos muertos…

bucear en la inmadurez es lo que siempre me ha gustado. De siempre he perseguido el desatino, la sandez. La lentitud. Y eso que debido a mi estado de maduro-adolescente me la paso corriendo, dando brincos. Apurando dos sorbos, cuando solo puedo con uno.
Mi hermano menor es quien fue primero padre. Es quien me hizo tío. Y el tío guarda en su monedero la esperanza de que su sobrina no muerda el sebo pudiendo ver el sedal.
Lo real, ¿eso qué es? Algo así como los ojos de una vaca: siempre abiertos, siempre pacíficos. Siempre constantes, y nunca eufóricos. Siempre admonitorios. Algo así lo real. Seamos justos: lo real es que a otro le vaya bien: no a mi.

estar a un lado planeando el siguiente asalto ha sido lo mío. Planeando el siguiente golpe: pero a mi cara, pero a mi costado, pero en mi contra. Porque siempre estoy en movimiento. Mantengo moviendo esas piernas que provocan mis desventuras. A cambio me dan un consuelo: realizar una actividad paralela a lo que se llama vivir. Ello es crear; tener mayor claridad de lo que pasa ahí fuera, y que sea para mí. El resto, la continuación de un tren de vida que a mi no me suena, ni me sabe a nada podéis metérselo a otro: soy un completo sordo.

fui a la universidad. Me meti a la filosofía: cada uno tiene sus pisotones a la cáscara de plátano. Aparte de pulir y raspar la silla no hice absolutamente nada en cinco años. Apenas me gradué, o me jubilé, según se le mire, con una tesis sobre Schopenhauer y la alegría, soltando el esfero le pregunté al que era mi tutor, ¿es todo? ¿Este joven que empezó a afeitarse hace media hora se le va a llamar filósofo? No me lo podía creer. Y nunca lo hice. Yo a ese no le creo. ¿Cómo se llamaba? Creo que Martin Heidegger.
Pues nada mejor que esta vieja consigna entre los cínicos: no por ser profesor tiene razón, no por estar publicado es bueno y verdadero. ¿Algo más? Todas las veces: no por estar agasajado por la mayoría vale la pena. Lo que realmente cuenta para uno es lo menos democrático. ¿La polítca?: a otro perro con ese hueso. Ser individuo es defenderse.

Sí, soy el peor enemigo de mí mismo. Soy mi enemigo, cuando ser amigo es no volar en pedazos. No estar al borde de la cama, fatigado por el insomnio, al recordar lo que fue el ver tu nombre repetido en una boca amada. Soy mi enemigo, cuando ser amigo es encajar bien, no distanciarse: o no tener una chispa de pasión.

mis enamoramientos siempre han sido ridículos. Por fortuna, porque no me sale el cálculo. Soy demasiado evidente. El mundo es mucho más grande de lo que veo y pienso de él. Y aunque siempre he agarrado demasiado deprisa, nunca me ha ido mal. Un poco de peso perdido, si acaso, y eso está bien, porque soy demasiado vanidoso como para ir arrastrando arrobas.

Y ahora, me he perdido. Basta por hoy. Este adolescente se pone enseguida a cocinar.

9 comentarios en “aquí estamos todos solos y estamos muertos…

  1. Amigo Malvisto, todos los enamoramientos, no sólo los tuyos, tienen algo de ridículos. Es consustancial a ello, es como su color. Y menos mal que así es.
    Desde la ignorancia debo decir que nunca me atrajeron los estudios de filosofía: demasiado enseñar cómo han pensado los demás, y poco enseñar cómo aprender a pensar por nosotros mismos.
    Abrazos.

  2. ¿Maduro-adolescente? Algunos dicen que es porque ya no practicamos ritos de paso, concretamente aquellos que marcan el “paso” de la infancia a la edad adulta (sin estación intermedia). Someterse a duras pruebas físicas y psicológicas -ahora serían consideradas como auténticos shocks traumáticos- liberaban al individuo de esa pesada etapa adolescente. En fin, Malvisto, siempre podemos irnos a pasar 40 días en una cueva y lacerar nuestro cuerpo con lanzas mientras tenemos que cazar un león… o algo así.
    “Aquí estamos todos solos y estamos muertos” es algo que resuena en mi mente todos los días.
    Y me gusta tu nueva plantilla.
    ¡Hasta pronto!
    F.

  3. .
    Esther: ese es un punto cautivante, los ritos de paso. Los rituales: creo que nunca dejamos del todo atrás. Y eso es algo muy importante. Por lo menor en mi caso lo que trato de hacer es escribir sobre eso: para mi la escritura tiene esa virtu: ser un rito, un ritual…. ese es mi león.

    Gracias por tu visita.

  4. tremenda piedra esta don leger…yo por aqui que pasaba y vi este escrito en su ventana y poss…q el tiempo no siempre transcurre (se fija como se parece a escurre?)de igual manera para todos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s