sueño, sueño: río

Desde hace algún tiempo viene en progreso una manera infantil de ver y entender la música. Es un espíritu de entrar en una fábula: pero que no haya moraleja alguna. Fábula hay en esto de alabar y extender, antes que de entrojar. La letra de esta música por lo general no dice nada, no señala nada, no persigue votos, o da consejos. La palabra parece ser una clase de no-palabra. Puesto que lo importante es la música; es ese antiguo trance de pisar un nuevo terreno. De que hay un misterio. De que es necesario el misterio. Cuando todo es tan claro, tan diáfano, tiene el peligro de cerrarse. De que las cárceles se llenen de presos políticos. Lo que me gusta de este espíritu lullaby es su pretensión de hacer dormir: a ver si durmiendo nos volvemos a conocer, volvemos a ver.

Por eso es que cada vez que escucho al grupo base de este espíritu, mùm, me dejo dormir. Pero no es el único, y para demostrar que se hacen muchas cosas con plastilina, por ejemplo: se borran las fronteras, y la alambrada de los pasaportes, voy a dejar un vídeo de la banda, o del proyecto, mejor, del mallorquin, Jordi Herrera, llamado The Marzipan Man.

Hoy es un día lleno de sombras, de estopas moradas en los árboles. Tengo sueño, y durmiendo voy a soñar con quien hace de mi ternura blanco de su materia. No importa si es mujer, hombre, animal, vegetal. Puede ser sólo una piedra negra. Siempre me han gustado recogerlas en la calle, y llevarlas en mis bolsillos. También me gustan los bolsillos.
– .. .. … . y la noche discreta esconde mi lámpara.

6 comentarios en “sueño, sueño: río

  1. ..
    Gracias lucía: es lo mejor, me iré un tiempo del otro lado. Te espero… besos.
    ..
    .
    Francisco: que no pare nunca la música. Aquí en Btá hay un viejito que está ciego y está en la calle que hace música con una tabla con los pies, unas cucharas y su voz: qué ritmo tiene. Yo ctreo que lo sostiene eso: como a todos nosotros… un abrazo..
    .. .
    .

  2. . ..
    Hermano me ha gustado mucho: sí, ese es un tema muy bueno para meterle muela; para irlo saboreándolo, para hacer algo. No es por nada, pero los cuentos para niños que yo conozco, y con los que me crié, son los más sádisco; los Grimm…
    .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s